¿Los niños pueden usar coronas dentales?

Cada día es posible encontrar nuevas alternativas para mejorar la sonrisa, sin embargo, existen muchos tratamientos en los consultorios dentales que no son adecuados para los pacientes más pequeños. La aplicación de coronas dentales, pese a ser un procedimiento aparentemente más complejo que otros que se realizan rutinariamente, es una opción bastante viable para tratar muchos problemas presentes y hasta para prevenir otras complicaciones que puedan afectar la adecuada dentición en niños.

¿Será lo que mi hijo necesita?

Las coronas dentales se pueden aplicar en los mismos casos en los que se aplican en adolescentes y adultos. Estos son en presencia de roturas parciales, en fracturas leves y de mediana gravedad y luego de curar caries de cualquier profundidad. Este procedimiento es capaz de evitar que las fracturas empeoren, que se desarrolle sensibilidad a causa de fisuras superficiales y que las caries reaparezcan o se desarrollen. También facilitan la limpieza (lo cual puede ser complicado en los pequeños cuando se usan empastes con acabados irregulares) y protegen las piezas iniciales y permanentes de la agresión de la saliva que, en niños, puede ser más corrosiva que en adultos debido al elevado de consumo de azúcares naturales (como los presentes en la leche y los zumos de frutas).

¿Y los riesgos?

La pieza que se va a tratar en el niño debe prepararse antes de la aplicación de la misma manera en que se prepara la de un adulto. Este procedimiento no tiene riesgo cuando se realiza por un especialista con preparación y experiencia. Tampoco debe experimentarse dolor en esta fase, por lo que no hay de qué preocuparse. El único inconveniente que existe es que el pequeño debe cooperar para que el especialista trabaje, de modo que, una sesión corta puede prolongarse e inclusive volverse imposible de realizar si tu hijo tiene menos de 4 años, si es particularmente inquieto o si teme en exceso a la acción del dentista.

La solución

Si necesitas proteger los dientes de tu pequeño con coronas, acércate a la Clínica Muller, que cuenta con el exclusivo sistema CAD_CAM de diseño y fabricación asistidos por computadora, el cual hace posible que tu hijo reciba un tratamiento completo en una sola sesión realmente breve. Con este método, tu pequeño será sometido a un trabajo de preparación mínimamente invasivo en el que no recibirá pinchazos, no experimentará dolor y no deberá pasar por la molesta toma de moldes. Las coronas que recibirá le protegerán hasta que pierda las piezas si estas son iniciales, y durante al menos 20 años seguidos si es que ya posee dientes permanentes. ¿Verdad que la opción es mucho mejor de lo que parece?

Imagen cortesía de http://telegraphmuseum.org/.Todos los derechos reservados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *